viernes, 19 de septiembre de 2008

MUJERES CELTAS

MUJERES

CELTAS






Las mujeres de origen Celta eran criadas tan libremente como los hombres. A ellas les era dado el derecho de elegir sus compañeros y nunca podrían ser forzadas a una relación que no querían. Eran enseñadas a trabajar para que pudieran garantizar su sustento. Eran excelentes amantes, amas de casas y madres.

La primera lección era:

“Ama a tu hombre y síguelo, pero solamente si ambos representaran, uno para el otro, lo que la Diosa Madre enseño: Amor, Pasión, Respeto, Equidad y Amistad.”






Jamás permitas que ningún hombre te esclavice y menos en nombre del amor. Naciste libre para amar, y no para ser esclava.

Jamás permitas que tu corazón sufra en nombre del amor. Amar es un acto de autonomía, alegría y felicidad. ¿Por qué sufrir?

Jamás te permitas triunfar emulando a un hombre: será una gran pérdida para ti y no un éxito.






Jamás permitas que tu cuerpo sea violentado. Tu cuerpo es la morada del espíritu. ¿Por qué mantenerlo prisionero en nombre del amor?

Jamás te permitas estar horas esperando a alguien que nunca vendrá, aunque te lo haya prometido.

Jamás permitas que por falta de empoderamiento termines regocijándote en un hombre con poder.






Jamás permitas que tu tiempo sea desperdiciado con alguien que no valora tu compañía.

Jamás permitas que te griten. Solo al amor y al goce de vivir les es permitido expresarse en tonos más altos.

Jamás permitas que otros sueños invadan los tuyos, diluyendo tus utopías y acabando con tu proyecto de vida autónomo.






Jamás creas que alguien puede volver cuando antes de irse, no respetó ni tu dignidad, ni tus derechos.

Jamás te permitas vivir ni en el chantaje, ni en la dependencia emocional y económica de un hombre, como si hubieras nacido inválida.

Jamás te pongas linda y maravillosa a fin de esperar a un hombre que no tendrá ojos ni sentimientos para admirar tu hermosura interior.






Jamás permitas que tus pies

caminen al lado de un hombre que solo vive huyendo de ti.

Jamás permitas que la inseguridad, la tristeza, la soledad, el odio, el resentimiento, los celos, el remordimiento, la debilidad para poner límites, la desesperanza y todo aquello que pueda opacar el brillo de tus ojos, te dominen, destruyendo tu fuerza interior y la capacidad de luchar con independencia por tu propia felicidad .






Y, sobre todo, nunca dejes de ser la protagonista de tu propia vida, la dignidad de ser...

MUJER

Tomado de mail del Dr. A.C.Z

martes, 16 de septiembre de 2008

Publica tu escrito:

Hola escritores La revista EL CLAVO te invita a participar en la convocatoria para la edición impresa que será publicada en el mes de octubre ( ver fecha de cierre y otros detalles ). Esta vez la temática es COLOMBIANADAS. Sin embargo, existen otras secciones (además de la de temática) disponibles para tu participación, como son " Actualidad " (ciencia, tecnología, sociedad, política, ecología, etc.), " Cuento ", " Sin rollo " (fotografía con perspectivas inusuales) y "Opinión" (artículos para considerarse en la edición en línea). Cualquier trabajo que no pueda ser clasificado en una de esas secciones será automáticamente considerado para la edición en línea correspondiente, no para el impreso . FECHA DE CIERRE 17 DE SEPTIEMBRE DE 2008.
¿Cuáles COLOMBIANADAS estamos buscando para la sección de "Temática" de esta edición? ¿Por qué sólo en Colombia la gente espera a que se enfríe el puesto antes de sentarse en un bus? ¿Por qué nos encantan las atrocidades digestivas como la fritanga? ¿Tu papá era capaz de acomodar nueve personas en un 'Renol 4'? ¿Qué piensas de la astucia del tendero que se blinda detrás de un "hoy no fío, mañana sí"? ¿Cómo hacemos para comer algo llamado "corrientazo"? ¿Cómo hacemos para que una gringa distraída entienda que necesitamos que "pare bolas"? ¿Qué piropos te sabes además de "huuuuy, quién pidió pollo"? ¿Alguna vez has comprado "con el permiso del señor condutor... esta rica y deliciosa fruna"? ¿Qué sale de la inteligencia de un pastuso, la paciencia de un paisa, la seriedad de un costeño, la humildad de un rolo y las ganas de trabajar de un valluno? Estas y otras situaciones que se te ocurran aparecerán en la edición de octubre de El Clavo. Participa y aprovecha para que lectores como tú de todo el país se enteren de lo que tienes qué decir.
¿Qué es EL CLAVO? La revista EL CLAVO es una publicación independiente de circulación nacional dirigida a estudiantes universitarios. Con más de 10 años de experiencia, ha sido galardonada dos veces con el Premio Nacional de Periodismo Escrito Universitario otorgado por ANDIARIOS y la Fundación Líderes en la U.
Por favor re-enviar a tus contactos que puedan estar interesados en esta oportunidad. Saludes-- CRISTHIAN CARVAJALEditorRevista El ClavoOf. (2) 321 81 76Cel. 317 440 95 03www.elclavo.comÚNETE A NUESTROS GRUPOS EN FACEBOOK+ REVISTA EL CLAVO http://www.facebook.com/group.php?gid=3474325532+ ELCLAVO.COM http://www.facebook.com/group.php?gid=21032860898+ EL CLAVO EN RADIO http://www.facebook.com/group.php?gid=16975397231

martes, 2 de septiembre de 2008

RETOS DE LA FAMILIA COMPUESTA

http://www.listin.com.do/app/article.aspx?id=35440

ORIGEN

Retos de la familia compuesta


EL NUEVO HOGAR REQUIERE UNA REORGANIZACIÓN QUE TOME EN CUENTA A TODOS SUS MIEMBROS

Si los hogares tradicionales enfrentan grandes retos, los compuestos afrontan desafíos mayores.

SANTO DOMINGO.- El aumento en el número de divorcios tiene secuelas que van más allá de la desintegración de la familia nuclear tradicional. Más separaciones traen como consecuencia indirecta más “recasamientos” y la conformación de familias compuestas, donde cada cónyuge llega con hijos de su unión anterior, a los cuales se suman, luego, hijos comunes. Si los hogares tradicionales enfrentan grandes retos, los compuestos afrontan desafíos mayores.

Deben equilibrar la relación entre padrastros e hijastros, entre los hijos de un cónyuge y otro y entre los hijos de la relación anterior y los nacidos de la nueva unión. Cada cónyuge, además, debe permitir a su ex pareja mantener un vínculo con sus hijos biológicos sin que esto afecte al nuevo matrimonio.

“Si no estamos completamente sanos de las heridas del pasado que contribuyeron al divorcio, se pueden traer al presente las deudas de rencor de relaciones anteriores y cobrarlas en el lugar equivocado”, advierte Kathya Flores, terapeuta familiar y directora clínica del Centro Terapéutico Kathya Flores y Asociados.

La nueva familia requiere una reorganización que tome en cuenta las necesidades de todos sus miembros. Flores explica: “Es necesario entender que cada familia tiene sus reglas para su mejor funcionamiento y que debemos despedirnos de la manera como funcionábamos en el sistema anterior para adaptarnos a este nuevo sistema de ‘familia compuesta’, con nuevos miembros, nuevos caracteres, temperamentos y realidades que aprender a manejar”

Dilemas de la nueva vida en una familia compuesta

Pasar la página. Cerrar un capítulo y abrir otro. Esta es la primera clave del éxito para los padres que, tras una separación o la viudez, enfrentan una nueva vida en pareja. Escribir un nuevo capítulo familiar implica establecer normas que se adapten a la naciente estructura hogareña y que no necesariamente tienen relación con las reglas de la vida anterior.

“Es decir, las reglas de nuestra casa las ponemos nosotros como pareja y no la ex pareja, aunque como padres sí tengamos el deber de ponernos de acuerdo en el manejo de los hijos”, explica Kathya Flores, terapeuta familiar y directora clínica del Centro Terapéutico Kathya Flores y Asociados.Las reglas deben ser iguales para todos los hijos, aunque habrán de adecuarse a la etapa de cada uno para evitar mayores rivalidades.

“Ellos tendrán que aprender a relacionarse y resolver sus conflictos dentro de un contexto de ‘justicia relacional’ que les permita desarrollar sus destrezas de iguales dentro de límites y consecuencias comunes por parte de los padres, pues si cada uno defiende a su propio hijo seguirían funcionado como divorciados y no como una familia compuesta”, explica Flores.

En ese sentido, el hombre y la mujer deben respaldarse mutuamente frente a los hijos, para que éstos aprendan a verlos como una unidad capaz de sostener la familia y pierdan el temor a sufrir otra pérdida o separación. “Así como cuando una pareja se divorcia los padres deben confirmarle a los hijos que van a seguir estando para ellos, también es deber de la familia compuesta asegurarles su espacio y estabilidad dentro de ella”, expresa la terapeuta.

Difícil adaptación Pese a los esfuerzos, la adaptación no será fácil, en especial para los niños, aunque para ellos el grado de ajuste dependerá de la edad. Mientras más pequeños, más fácil les resulta asumir su nueva realidad y crecer con ella Los hijos mayores, por el contrario, manifiestan mayor resistencia al cambio y experimentan un “conflicto de lealtades”, ya que el vínculo con el progenitor ausente les impide aceptar que otra persona ocupe su lugar. Ese “conflicto de lealtades” no se queda ahí. Flores cita el caso de jóvenes que, por fidelidad hacia el padre con el que viven, no dan a su otro progenitor el “permiso” de rehacer su vida.